¿Alguien necesita otro blog sobre fotografía? Seguramente no. Aún así, El Ojo Inoportuno se estrena hoy con una serie de premisas: sin periodicidad, sin presión, sin pretensiones.

La idea detrás de El Ojo es compartir tanto mis fotografías como mis experiencias fotográficas desde un punto de vista completamente amateur. Hablaré de mis safaris fotográficos, de temas de actualidad, mostraré mis fotos y comentaré mis experiencias con las cámaras que caigan en mis manos.

Como la fotografía es simplemente una afición para mí, no me planteo periodicidad de ningún tipo; subiré nuevos artículos cuando tenga algo interesante que decir.

Por supuesto, ningún blog existe sin sus lectores. Sentíos libres de comentar, preguntar, criticar y colaborar. Y sobre todo disfrutad.