Viajando por Colorado y Utah (I)

Es una de las cosas que tiene ser geólogo: de vez en cuando te toca patearte unos cuantos montes. Claro que, cuando los afloramientos están en algunos de los más hermosos parques nacionales de Estados Unidos, el camino se hace más llevadero.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Durante la segunda semana de septiembre, los miembros del grupo de subsuelo de mi empresa hemos viajado por Utah y Colorado observando ejemplos similares a los que podemos encontrar en nuestros yacimientos. Esto ha supuesto horas interminables de caminatas -hasta 20 km por día- y de subir y bajar pendientes no aptas para gente con vértigo. Pero también me ha permitido poder ver y fotografiar algunos de los parajes naturales e históricos más impresionantes en que haya estado.

Dado que no se trataba de un viaje fotográfico sino de trabajo, la primera decisión importante era qué equipo llevar. Si se hubiera tratado de turismo, habría cargado sin duda con la 7D y unos cuantos objetivos; sin embargo, en este caso era fundamental tener espacio suficiente para las cosas más necesarias: comida, agua -trabajábamos en zonas semidesérticas- y el equipo de trabajo. Dado que, por razones de peso y espacio, quedaba descartado llevar dos o tres objetivos, La 7D perdía buena parte de su sentido; por ello decidí que era un buen momento para que la Olympus E-PL1 se “graduara”, así que fue ésta la cámara que eché en la mochila.

Después de un viaje de todo menos corto -de Stavanger A Dillon, pasando por Oslo, New York y Denver- emprendimos el camino. Uno se da cuenta de lo grande que es Estados Unidos cuando viaja un día entero y no le da para salir del estado. El terreno, además, cambia dramáticamente; en un momento determinado atravesamos el Bosque Nacional de Uncompahgre…

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

P9081158
…y pocos kilómetros después estábamos contemplando las tierras semidesérticas del sur de Colorado.

IMG_1502

Nuestro “campamento base” durante los primeros tres días estuvo situado en Cortez, el típico pueblito americano de los telefilmes: cuadrado, edificios de una o dos plantas… nada interesante, la verdad. Sí fue interesante, y mucho, nuestra zona de trabajo: el Parque Nacional Mesa Verde.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

El paisaje quita el aliento: cañones cortados a cuchillo, un silencio sobrecogedor -Mesa  Verde es parte de la Reserva de los indios Ute y el acceso está restringido- y la sensación de estar casi en otro mundo.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

P9091183

Además, en Mesa Verde se encuentra un asentamiento muy especial: Spruce Tree House, el hogar ancestral de los indios Anasazi, los antepasados de los indios Pueblo de la actualidad.

 

P9111258

Resulta asombroso ver cómo una comunidad entera sobrevivía en un ambiente bastante inhospito. Una vez más, estar en Spruce Tree House es estar en otro mundo.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Después de tres días de trabajo, cruzamos la frontera entre Colorado y Utah. Nuestro destino: Moab y, desde allí, Arches, Canyonlands, Colorado National Monument… pero eso lo contaré la próxima semana.


8 thoughts on “Viajando por Colorado y Utah (I)

  1. Impresionante. Tus viajes por relacionados con el subsuelo son mucho más interesantes que los míos, que se componen de transbordar del tren al metro, jajaja… Espero que no tardes en continuar con la siguiente parte de tu recorrido.

  2. Aquí me dejas, esperando la segunda parte, Mario. Viajar a través de los ojos de los otros es un miniprivilegio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s