Barajas, Schiphol, Sola, Kastrup… vivir entre aeropuertos. Los adoro, siento que son ciudades en miniatura que reflejan lo mejor y lo peor de nuestra época: paranóicos, cosmopolitas, caóticos, vivos. Urbes que permiten realizar fotografía urbana en todo su esplendor, captar gentes y momentos irrepetibles. Acompáñame en este viaje, siéntate conmigo y disfruta del paisaje humano. En tránsito.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.